Inicio / Lectio Divina del día - Whatsapp Cristonautas / Evangelio del día – Lectio Divinas Mateo 6, 7-15

Evangelio del día – Lectio Divinas Mateo 6, 7-15

Lectio Divina por Nydia Cano de USA

Invocación al Espíritu Santo 🕊
Ven, Espíritu Santo, ven y llena nuestro lo corazón con tu amor. Ven consolador divino ven y guía cada paso de nuestro caminar. Ven Espíritu Santo ven a iluminarnos este día con tu fuego Santo. Ven Espíritu Santo, ven a mí y no me dejes solo.
Amen.

Del Evangelio según San Mateo 6, 7-15 📖

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: «Cuando ustedes hagan oración no hablen mucho, como los paganos, que se imaginan que a fuerza de mucho hablar, serán escuchados. No los imiten, porque el Padre sabe lo que les hace falta, antes de que se lo pidan. Ustedes, pues, oren así:

Padre nuestro, que estás en el cielo,
santificado sea tu nombre,
venga tu Reino,
hágase tu voluntad
en la tierra como en el cielo.

Danos hoy nuestro pan de cada día,
perdona nuestras ofensas,
como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden;
no nos dejes caer en tentación
y líbranos del mal.

Si ustedes perdonan las faltas a los hombres, también a ustedes los perdonará el Padre celestial. Pero si ustedes no perdonan a los hombres, tampoco el Padre les perdonará a ustedes sus faltas».
Palabra del Señor.
Gloria a ti Señor Jesús

1-Lectura: ¿Qué dice el texto?

– Hemos empezado la cuaresma y que mejor comenzarla con la oración. El Evangelio del día de hoy nos invita a orar como Jesús nos ha enseñado, no con muchas palabras que a veces no son necesarias sino con las justas, con las más sencillas y profundas las que realmente debemos pedir. La oración es el vínculo que nos acerca más a Jesús, es la oración la que nos trasforma y nos ayuda a vivir una vida al lado de Jesús. Ponernos en la presencia de Dios no necesariamente es encerrarnos en un cuarto, sino más bien dejarnos conducir por Dios, que nos lleve por el camino que Él ya nos tiene preparado. En la oración debemos pedir lo que realmente nos conviene, no lo que nosotros queramos. Dios solo nos va a dar lo que necesitemos, no lo que exijamos. Santiago en su carta nos dice: “Pedís y no recibís, porque pedís mal”; En esta sencilla oración Jesús nos enseña a pedir lo que tanto necesitamos. Y nos enseña a rezar esta maravillosa oración que es el Padre Nuestro.

2-Meditación: ¿Qué me dice Dios en el Texto?

A veces confundimos la oración con petición y nos olvidamos que en la oración tenemos ese encuentro con Dios. Pues Dios lo sabe todo y no es necesario hablar mucho sino más bien decir lo que realmente es necesario decir.

3-Oración: ¿Qué le respondo a Dios?

Señor ayúdame a que mi oración no sea petición pues tú ya lo sabes todo, sino más bien ayúdame a orar como tú.
Padre nuestro, que estás en el cielo,
santificado sea tu nombre,
venga tu Reino,
hágase tu voluntad
en la tierra como en el cielo.

Danos hoy nuestro pan de cada día,
perdona nuestras ofensas,
como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden;
no nos dejes caer en tentación
y líbranos del mal.
Amén.

4-Contemplación: ¿Cómo interiorizo la Palabra de Dios? ❤

Perdonar las faltas de los hombres y así el Padre Celestial perdonará mis faltas.

5-Acción: ¿A qué me comprometo con Dios?

A orar como Jesús nos ha enseñado con pocas palabras y sencillamente. A ser instrumento suyo.

Sobre Nydia Cano

Rivsar

Evangelio del día – Lectio Divina Juan 14, 7-14

Lectio Divina de Carolina Rodríguez De Colombia 👼🏻 Invocamos al Espíritu Santo Ven Espíritu Santo, …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

once − tres =