Inicio / Lectio Divina del día - Whatsapp Cristonautas / Evangelio del día – Lectio Divina Marcos 10, 28-31

Evangelio del día – Lectio Divina Marcos 10, 28-31

Lectio Divina por Augusto Isaac Váldez de Argentina 

Invocación al Espíritu Santo

Ven Espíritu Santo, llena los corazones y enciende en ellos el fuego de tu amor, envíanos tu Espíritu para darnos nueva vida y renovarás el universo. Dios que iluminaste los corazones de tus fieles con la luz del espíritu santo danos el poder de confesarte aquí y ante el mundo para que se cumpla tu plan divino. Amén.

Del santo Evangelio según san Marcos, 11, 11-26

Jesús llegó a Jerusalén y fue al Templo; después de observarlo todo, como ya era tarde, salió con los doce hacia Betania. Al día siguiente, cuando salieron de Betania, Jesús sintió hambre. Al divisar de lejos una higuera cubierta de hojas, se acercó para ver si encontraba algún fruto, pero no había más que hojas; porque no era la época de los higos. Dirigiéndose a la higuera, le dijo: Que nadie más coma de tus frutos». Y sus discípulos lo oyeron.

Cuando llegaron a Jerusalén, Jesús entró en el Templo y comenzó a echar a los que vendían y compraban en él. Derribó las mesas de los cambistas y los puestos de los vendedores de palomas, y prohibió que transportaran cargas por el Templo. Y les enseñaba: ¿Acaso no está escrito: Mi Casa será llamada Casa de oración para todas las naciones? Pero ustedes la han convertido en una cueva de ladrones. Cuando se enteraron los sumos sacerdotes y los escribas, buscaban la forma de matarlo, porque le tenían miedo, ya que todo el pueblo estaba maravillado de su enseñanza.

Al caer la tarde, Jesús y sus discípulos salieron de la ciudad. A la mañana siguiente, al pasar otra vez, vieron que la higuera se había secado de raíz. Pedro, acordándose, dijo a Jesús: «Maestro, la higuera que has maldecido se ha secado». Jesús respondió: «Tengan fe en Dios. Porque yo les aseguro que si alguien dice a esta montaña: Retírate de ahí y arrójate al mar», sin vacilar en su interior, sino creyendo que sucederá lo que dice, lo conseguirá. Por eso les digo: Cuando pidan algo en la oración, crean que ya lo tienen y lo conseguirán. Y cuando ustedes se pongan de pie para orar, si tienen algo en contra de alguien, perdónenlo, y el Padre que está en el cielo les perdonará también sus faltas. Pero si no perdonan, tampoco el Padre que está en el cielo los perdonará a ustedes.

2.- Meditación:
En el Evangelio de hoy vemos a un Jesús con hambre y cansancio, buscas saciar su hambre buscando frutos en una higuera, esto es un símbolo que se ve reflejado más adelante cuando Jesús llega al templo y los comerciantes. Va en busca de frutos, frutos espirituales que es lo que importa y se encuentra con un sector de comerciantes y Jesús los echa enojado. Aquí vemos a un Jesús denunciando y al mismo tiempo enseñando, denunciaba lo que estaba mal; firme y seguro porque se distraían del objetivo principal del templo que es la purificación del alma y para eso tenía que terminar con las distracciones y les enseñaba de una forma firme que el templo es para orar, para la salvación del alma, para la pureza. Ya finalizando la lectura Jesús nos da dos elementos importantísimos para la purificación del alma, la FE y El PERDON dos elementos que si lo tenemos latentes en nuestra vida tendremos un alma que se purifica con el perdón y que da frutos con la fe y no se secará como la higuera.

3.-Oración:
Jesús, nuestro Señor, te pido que me des la firmeza para tener un corazón lleno de fe, que no sucumbe ante las dudas ni la tristeza para que podamos ser fieles seguidores tuyos y proclamar tu Palabra con firmeza a todas las naciones. También te pido Señor que me des el amor y el temple para saber perdonar a los que me ofenden y así mostrarles el camino hacia tu amor.

4.- Contemplación:

“Y cuando ustedes se pongan de pie para orar, si tienen algo en contra de alguien, perdónenlo, y el Padre que está en el cielo les perdonará también sus faltas. Pero si no perdonan, tampoco el Padre que está en el cielo los perdonará a ustedes.”

“Jesús respondió: «Tengan fe en Dios.”

5.-Propósito:

Tener una oración para poder acrecentar la Fe.

Perdonar algún amigo o persona para poder purificar el alma y darles algún gesto de amor para reconciliarse.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Acerca de Augusto Issac Valdez

Ver tambíen

Evangelio del día – Lectio Divina Mateo 5, 20-26

Lectio Divina por Karen Ureña de República Dominicana Jueves X Semana Tiempo Ordinario Ciclo B …

0 0 Votos
Article Rating
Subscribe
Notify of
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Nos gustarían tus opiniones, por favor comenta.x
()
x
× WhatsApp / Cristonaut@s - Clic aquí