Inicio / Lectio Divina del día - Whatsapp Cristonautas / Evangelio del día – Lectio Divina Mateo 23, 1-12

Evangelio del día – Lectio Divina Mateo 23, 1-12

Lectio Divina por el Padre Alejandro López Cardinale de Venezuela-USA

Martes II Semana de Cuaresma Ciclo B

  • 1- Invocación al Espíritu Santo.

Espíritu Santo, hoy venimos a ti pidiéndote que nos regales el don de la humildad, como un signo que somos todos hermanos en Jesús, el hijo de María, el Hijo de Dios. Concédenos, a través de esta lectura orante y divina, encontrar en la Palabra la fuente de nuestra inspiración para el servicio, la entrega, para ajustar nuestra vida a la escucha, la siembra, el riego, el crecimiento de la Palabra en nosotros y en medio de nosotros. 

Tú, que eres el rocío de la mañana, la brisa suave en medio del calor del día, el fuego que alumbra toda oscuridad, haz que nuestros corazones estén dispuestos a la ternura y a la bondad, y así, ser agentes de liberación y llevar esta liberación a todos, especialmente a los más necesitados de ella. 

Ven, Espíritu divino, llena el vacío que nos deja la incomprensión, la intolerancia, el pecado. Renueva lo que está torcido, lava lo que está manchado, transforma lo que está deformado, para que nos alegremos al escuchar la Palabra que libera y sana. Amén.

  • 2- Evangelio según San Mateo 23, 1-12

Entonces Jesús dijo a la multitud y a sus discípulos: «Los escribas y fariseos ocupan la cátedra de Moisés; ustedes hagan y cumplan todo lo que ellos les digan, pero no se guíen por sus obras, porque no hacen lo que dicen. Atan pesadas cargas y las ponen sobre los hombros de los demás, mientras que ellos no quieren moverlas ni siquiera con el dedo. Todo lo hacen para que los vean: agradan las filacterias y alargan los flecos de sus mantos; les gusta ocupar los primeros puestos en los banquetes y los primeros asientos en las sinagogas, ser saludados en las plazas y oírse llamar “mi maestro” por la gente. En cuanto a ustedes, no se hagan llamar “maestro”, porque no tienen más que un Maestro y todos ustedes son hermanos. Nadie en el mundo llamen “padre”, porque no tienen sino uno, el Padre celestial. No se dejen llamar tampoco “doctores”, porque sólo tienen un Doctor, que es el Mesías. Que el más grande de entre ustedes se haga servidor de los otros, porque el que se ensalza será humillado, y el que se humilla será ensalzado». (Mateo 23,1-12. Biblia del Pueblo de Dios. Versión libre: vatican.va 

  • 3- Lectura. ¿Qué dice el texto?

El texto indica la creciente oposición entre Jesús y los que pertenecen al grupo de escribas y fariseos. De hecho, todo el capítulo 23 de Mateo es una larga recriminación de Jesús contra ellos, especialmente los escribas o doctores de la ley, que ejercían una notable influencia y autoridad sobre todos y les gustaba ser reconocidos por la opulencia y la ostentosidad de sus acciones vacías de humildad y sin reconocer las duras cargas que ponían sobre los hombros de los demás, so pena de pensar que así eran fieles a las leyes, pero que ellos mismos buscaban la manera de no cumplirla. Jesús arremete contra ellos, indicando que la mejor manera de ser fiel a la ley se realiza en el servicio a los demás, ejerciendo la humildad. Sólo en el ejercicio de la humildad y del servicio, el auténtico discípulo encontrará el camino. 

  • 4- Meditación. ¿Qué me dice Dios con el texto? 

Este sábado pasado me informaban de la muerte de una colega mía, Mary Beth, con la que trabajé 14 años en RENEW International. Ella, de manera silenciosa y sencilla, me enseñó todos los días a servir con humildad, a escuchar con atención y a ser agradecido por el servicio a los demás, así sea pequeño. Pues sirviendo es que nos hacemos discípulos del Maestro.

En esta cuaresma 2021, ciertamente una cuaresma atípica que se inició desde que la pandemia fue declarada, Jesús me invita a ejercer el poder y el testimonio desde el servicio y la humildad. La Palabra, Jesús, invita a preguntarme: en medio de tu cuaresma, ¿cómo me estás dando testimonio: a través de la ostentación y exhibicionismo o a través del servicio humilde y desinteresado? 

  • 5-Oración. ¿Qué le digo a Dios? 

Oro repitiendo estas palabras lentamente: “Que el más grande de entre ustedes se haga servidor de los otros, porque el que se ensalza será humillado, y el que se humilla será ensalzado.”

Luego de repetir varias veces el texto anterior, oro diciendo: “hazme, Señor, humilde en el servicio”, “hazme, Señor, humilde en el servicio”, “hazme, Señor, humilde en el servicio”….

  • 6- Contemplación. ¿Cómo interiorizo el texto?

Les invito en silencio a escuchar este canto. Presiona acá.

  • 7- Acción. ¿A qué me comprometo con Dios?
  • Ejerceré la humildad en el servicio realizando alguna obra de misericordia
  • Colocaré en mis redes sociales: #servicioyhumildad, #alegreenelservicio, #happyservant… 
  • Compartiré con mis amigos mi emoji con una sonrisa y este mensaje: #pasalasonrisa, #contagialarisa…

 

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Acerca de Alejandro López-Cardinale

Ver tambíen

Evangelio del día – Lectio Divina Mateo 13, 31-35

Lectio Divina por Sergio Campo Cabrera de Colombia Lunes XVII Semana Tiempo Ordinario Ciclo B …

3.5 2 Votos
Article Rating
Subscribe
Notify of
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Nos gustarían tus opiniones, por favor comenta.x
()
x
× WhatsApp / Cristonaut@s - Clic aquí