Inicio / Lectio Divina del día / Evangelio del día – Lectio Divina Lucas 8, 4-15.

Evangelio del día – Lectio Divina Lucas 8, 4-15.


Sábado de la XXIV Semana del Tiempo Ordinario

«La semilla es la Palabra de Dios»

Invocamos al Espíritu Santo

Espíritu Santo llena de alegría y paz mi corazón y da sabiduría a mi mente para poder entender la Palabra de Dios.

Amén.

Evangelio según San Lucas 8, 4-15.

Como se reunía una gran multitud y acudía a Jesús gente de todas las ciudades, él les dijo, valiéndose de una parábola:
«El sembrador salió a sembrar su semilla. Al sembrar, una parte de la semilla cayó al borde del camino, donde fue pisoteada y se la comieron los pájaros del cielo.
Otra parte cayó sobre las piedras y, al brotar, se secó por falta de humedad.
Otra cayó entre las espinas, y estas, brotando al mismo tiempo, la ahogaron.
Otra parte cayó en tierra fértil, brotó y produjo fruto al ciento por uno». Y una vez que dijo esto, exclamó: «¡El que tenga oídos para oír, que oiga!».
Sus discípulos le preguntaron qué significaba esta parábola, y Jesús les dijo: «A ustedes se les ha concedido conocer los misterios del Reino de Dios; a los demás, en cambio, se les habla en parábolas, para que miren sin ver y oigan sin comprender.
La parábola quiere decir esto: La semilla es la Palabra de Dios.
Los que están al borde del camino son los que escuchan, pero luego viene el demonio y arrebata la Palabra de sus corazones, para que no crean y se salven.
Los que están sobre las piedras son los que reciben la Palabra con alegría, apenas la oyen; pero no tienen raíces: creen por un tiempo, y en el momento de la tentación se vuelven atrás.
Lo que cayó entre espinas son los que escuchan, pero con las preocupaciones, las riquezas y los placeres de la vida, se van dejando ahogar poco a poco, y no llegan a madurar.
Lo que cayó en tierra fértil son los que escuchan la Palabra con un corazón bien dispuesto, la retienen, y dan fruto gracias a su constancia.

Palabra del Señor

Lectura, ¿Qué dice el texto?

La parábola quiere decir esto: La semilla es la Palabra de Dios.
Los que están al borde del camino son los que escuchan, pero luego viene el demonio y arrebata la Palabra de sus corazones, para que no crean y se salven.

Meditación, ¿Qué nos dice Dios en el texto?

Ayer el Señor nos invitaba a anunciar la Buena Noticia del Reino de Dios, buenos valores, buena actitud, buen ejemplo, e ir por las ciudades y pueblos, pero lo más importante es llevar y dejar bien sembrada esa semilla, por eso era la pregunta ¿Cuándo voy a anunciar la Buena noticia, los buenos valores, ejemplos, actitudes, lo hago solo haciendo asistencia social o hablo del Señor o ambas?, si sólo hago asistencia social pereciera que solo les doy el pescado y no les enseño a pescar o como hoy en día sucede con los gobiernos populares que solo les dan ayudas a la gente para calmar sus necesidades inmediatas, pero no las de largo plazo; recordemos ese pasaje del Señor y la Samaritana, finalmente ella le pide que le dé de esa agua que calmará su sed, es decir que le ayudara a salir adelante por sí misma, así sucederá si verdaderamente llevamos la semilla del Señor y les enseñamos a vivir, a valorarse, a verdaderamente seguir lo que el Señor desea y también así para nosotros; si así lo entendemos para nosotros mismos. ¿Abro mi corazón, mi mente para recibir la semilla del mensaje del Señor, es decir los buenos valores, ejemplos, actitudes y retenerlos para dar buen fruto, ser alguien que ayuda al mundo, a la sociedad?, ¿Busco verdaderamente entender el mensaje del Señor y transmitirlo, dejarlo sembrado en mi mismo, en mis hermanos, en mis semejantes, en mi prójimo?, ¿Estoy consciente que el buen fruto de esta semilla, de entender el mensaje del Señor y llevarlo a verdaderas acciones que perduren, depende de mí, de nosotros?

 

Siguiendo el mensaje de este texto, ¿Cuál es tu meditación, tu reflexión personal?

Oración, ¿Qué le decimos a Dios?

Dios mío, comprendo lo importante que es dejar bien sembrada tu Palabra, tu mensaje en nuestros corazones, en nuestras mentes, en nuestro diario vivir, transmitirlo a nuestras familias, a nuestros hermanos, a nuestro prójimo; hay una lucha diaria por no dejar que esa semilla se nos sea arrebatada; este mundo en el que vivimos, a veces parece ajeno y solo le interesa satisfacer temporalmente y nos envuelve en la mundanidad. Abríganos, protégenos y ayúdanos a salir adelante con este fruto que tu nos das para alcanzar tu Reino.

Siguiendo el mensaje de este texto, ¿Cuál es tu oración personal?

Cada uno pone sus intenciones.

Amén.

Contemplación, ¿Cómo interiorizamos la Palabra de Dios?

«La semilla es la Palabra de Dios»
(Repetimos)
«La semilla es la Palabra de Dios»
«La semilla es la Palabra de Dios»

Siguiendo el mensaje de este texto, ¿Cuál es la palabra o frase o párrafo o actitud que te ayuda a recordar este texto?

Acción, ¿A que me comprometo con Dios?

Mis hermanos, demos nuestro mejor esfuerzo por dejar que la semilla, la Palabra de Dios, los buenos valores, actitudes y ejemplos queden bien sembrados en nuestros corazones, en nuestra mente y en nuestras vidas y que a diario podamos cultivarlos más en nosotros mismos y en quienes nos rodean, en acciones.

Siguiendo el mensaje de este texto, ¿Cuál es la acción concreta que te invita a realizar?

Acerca de Ramón Pané

Ver tambíen

Evangelio del día – Lectio Divina Juan 16, 12-15

Miércoles VI Semana de Pascua «Les enseñará toda la verdad» 👼🏻 Invocamos al Espíritu Santo Espíritu …

0 0 Votos
Article Rating
Subscribe
Notify of
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Nos gustarían tus opiniones, por favor comenta.x
()
x
× WhatsApp / Cristonaut@s - Clic aquí