Inicio / Lectio Divina del día - Whatsapp Cristonautas / Evangelio del día – Lectio Divina Marcos 8, 11-13

Evangelio del día – Lectio Divina Marcos 8, 11-13

Lectio Divina por Matías Emmanuel Leiva de Argentina

0 – Pidamos al Espíritu Santo agudeza para entender y sutileza para interpretar: 🕊️

Oh Espíritu Santo, Amor del Padre, y del Hijo. Inspírame siempre lo que debo pensar,

lo que debo decir, cómo debo decirlo, lo que debo callar, cómo debo actuar,

lo que debo hacer, para gloria de Dios, bien de las almas y mi propia Santificación.

Espíritu Santo, dame agudeza para entender, capacidad para retener,

método y facultad para aprender, sutileza para interpretar, gracia y eficacia para hablar.

Dame acierto al empezar dirección al progresar y perfección al acabar. Amén.

Cardenal Verdier

Lectura del Evangelio según San Marcos 8, 11-13 📖

Entonces llegaron los fariseos, que comenzaron a discutir con él; y, para ponerlo a prueba, le pedían un signo del cielo.

Jesús, suspirando profundamente, dijo: “¿Por qué esta generación pide un signo? Les aseguro que no se le dará ningún signo”.

Y dejándolos, volvió a embarcarse hacia la otra orilla.

Palabra del Señor.

1- Lectura : ¿Qué dice el texto?

Vuelve a leer el texto: ¿Cuáles son aquellas frases o palabras que quedan resonando en tu corazón? ¿Qué hace Jesús? 

Los doctores de la ley no entendían los signos de los tiempos y pedían un signo extraordinario. Estaban incapacitados para reconocer la presencia de Dios en medio de ellos, estaban cerrados. Estaban cerrados en sus sistemas, en sus estructuras, estaban confiados en todo aquello que sabían que podían hacer y lo que no. Tenían todo organizado y allí se sentían seguros.  

Para ellos eran cosas extrañas las que hacía Jesús: Ir con los pecadores, comer con los publicanos. A ellos no les gustaba, era peligroso; estaba en peligro la doctrina de la ley, que tanta seguridad les daba. Por eso una vez más, en este pasaje del Evangelio, ellos lo ponen a prueba, y el Maestro una vez más, sorprende con su respuesta.

2 – Meditación:  ¿Qué nos dice Dios en el texto? 🧎🏽

Una vez más, el Señor es puesto a prueba por los Fariseos. Ellos reclaman a Jesús un signo, una señal del cielo.  Y es aquí, cuando el mismísimo Señor aprovecha esta ocasión para enseñar que los signos, los milagros, no son espectáculos callejeros que intentan comprar la fe  de la gente. Una fe dependiente de milagros genera creyentes sin compromisos. La fe no puede depender de los milagros, por el contrario, los milagros dependen de la fe.

También nosotros hoy, en este contexto de pandemia, aislamiento, crisis económicas, políticas, existenciales, podemos ser como aquellos fariseos que le reclaman a Jesús un signo, una señal, para reconocer que existe, para saber que está presente, entre nosotros. Y quizás, sólo recibimos como respuesta el silencio de Dios. Pero como creyentes, sabremos que es un silencio que abraza, que perdona, que acoge, que invita, que ama. Ese es el verdadero signo de SU presencia en medio nuestro. 

Le digamos también nosotros hoy al Señor: “¡Creo, pero aumenta mi fe!”

3 – Oración:  ¿Qué le decimos a Dios? 🕯️

Señor Jesús, tú lo sabes todo: ¡Tú sabes que te amamos! Ilumina las tinieblas de nuestro corazón, regálanos la alegría de la esperanza que no defrauda, que brota de tu presencia, de tu consuelo. Perdona las veces que te negamos, que pedimos signos del cielo para creer,  ayúdanos a levantarnos, y danos un corazón sencillo y humilde para seguirte.  Amén.

4 – Contemplación: ¿Cómo interiorizamos la Palabra de Dios? 🪔

“¿Por qué esta generación pide un signo?” 

Repitamos esta frase, confiando en la misericordia del Señor

“¿Por qué esta generación pide un signo?” 

Por qué nos sentimos heridos y agobiados

“¿Por qué esta generación pide un signo?” 

Por qué precisamos tu alivio y fortaleza

5 – Acción: ¿A que me comprometo con Dios?🏃🏾

El discípulo de Jesús es aquél que sigue sus pasos en el amor, desde el amor y con amor. Por eso, como acción concreta hoy nos animaremos a tener un gesto concreto de amor, en lo posible, con algún hermano más necesitado, para ser signo de su presencia en el mundo.

 

 

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Acerca de Matias Leiva

Ver tambíen

Evangelio del día – Lectio Divina Mateo 13, 31-35

Lectio Divina por Sergio Campo Cabrera de Colombia Lunes XVII Semana Tiempo Ordinario Ciclo B …

4 1 Vota
Article Rating
Subscribe
Notify of
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Nos gustarían tus opiniones, por favor comenta.x
()
x
× WhatsApp / Cristonaut@s - Clic aquí