Inicio / Lectio Divina del día - Whatsapp Cristonautas / Evangelio del día – Lectio Divina Mateo 25, 31-46

Evangelio del día – Lectio Divina Mateo 25, 31-46

Lectio Divina por el Ramón Jiménez de República Dominicana

0-invocación al Espíritu Santo.

Padre eterno, derrama tu Espíritu de amor de nuestros corazones, infunde aliento de vida en nosotros.
Espíritu Santo, derrama tu lluvia en mi tierra seca. Queremos escuchar tu voz y vivir a plenitud tu santa palabra.
Nos acogemos a tu presencia que nos sondea y nos da fuerzas para acoger la buena noticia y ponerla en practica.
Amen.

Evangelio según san Mateo 25, 31-46

Jesús dijo a sus discípulos:
Cuando el Hijo del hombre venga en su gloria rodeado de todos los ángeles, se sentará en su trono glorioso. Todas las naciones serán reunidas en su presencia, y Él separará a unos de otros, como el pastor separa las ovejas de los cabritos, y pondrá a aquéllas a su derecha y a éstos a su izquierda.
Entonces el Rey dirá a los que tenga a su derecha: “Vengan, benditos de mi Padre, y reciban en herencia el Reino que les fue preparado desde el comienzo del mundo, porque tuve hambre, y ustedes me dieron de comer; tuve sed, y me dieron de beber; era forastero, y me alojaron; estaba desnudo, y me vistieron; enfermo, y me visitaron; preso, y me vinieron a ver”.
Los justos le responderán: “Señor, ¿cuándo te vimos hambriento, y te dimos de comer; sediento, ¿y te dimos de beber? ¿Cuándo te vimos forastero, y te alojamos; desnudo, y te vestimos? ¿Cuándo te vimos enfermo o preso, y fuimos a verte?”
Y el Rey les responderá: “Les aseguro que cada vez que lo hicieron con el más pequeño de mis hermanos, lo hicieron conmigo”.
Luego dirá a los de su izquierda: “Aléjense de mí, malditos; vayan al fuego eterno que fue preparado para el demonio y sus ángeles, porque tuve hambre, y ustedes no me dieron de comer; tuve sed, y no me dieron de beber; era forastero, y no me alojaron; estaba desnudo, y no me vistieron; enfermo y preso, y no me visitaron”.
Éstos, a su vez, le preguntarán: “Señor, ¿cuándo te vimos hambriento o sediento, forastero o desnudo, enfermo o preso, y no te hemos socorrido?”
Y Él les responderá: “Les aseguro que cada vez que no lo hicieron con el más pequeño de mis hermanos, tampoco lo hicieron conmigo”.
Éstos irán al castigo eterno, y los justos a la Vida eterna.

Palabra del Señor.

1-¿Que dice el texto? Lectura

El Evangelio según san Mateo inicia con un gran discurso que es el de las Bienaventuranzas, es como un itinerario para alcanzar el cielo y vivir desde ya el reino de Dios en la tierra. La parábola de del Evangelio de hoy es conocida como el juicio final, aquí se presenta el Hijo del hombre en su gloria rodeado de ángeles, donde todas las naciones serán reunidas en su presencia y el separara a unos de otros según sus acciones con relación al prójimo. Toma la postura de Juez, Pastor y Rey. Este separa ovejas tranquilas y mansas de cabritos inquietos y desobedientes.

Hace unos señalamientos e indicaciones de quienes van a la derecha, ósea a gozar del reino eterno en su gloria, aquellos que se comportaron con amor hacia los mas necesitados. En el judaísmo se cuidaba mucho a las viudas y los huérfanos, también había una atención hacia el forastero, pero Jesús extiende esta lista incluyendo al hambriento, sediento, encarcelado, desnudo.

En otro aparte también indica cual es el destino de los de la izquierda, son aquellos que pudiendo hacer el bien al prójimo necesitado, prefirieron hacerse los indiferentes e ignoraron el mandamiento de amar al prójimo como a uno mismo.

2-¿Que me dice el texto? Meditación

Este texto fue tomado como referencia en el año de la misericordia para resaltar las obras corporales de misericordia, si bien es cierto que nuestra vida de fe como Iglesia no se puede vivir en un mero activismo social, no es menos verdadero de que la fe se debe manifestar a través de las obras. San Agustín nos invita a hacer lo que queramos poniendo el amor en primer lugar. Los destinatarios de Jesús para aplicar las obras de misericordia son os pequeños.

Nos hacemos unas preguntas para meditar el testo.
¿Cómo llegara el Hijo del hombre?
¿Qué le dirá el Rey a los que tenga a su derecha e izquierda?
¿Cuáles son los pequeños para Jesús?
¿Qué les ofrece Jesús a ambos grupos?

3-¿Que le digo yo al Señor? Oración
Vamos a orar con el salmo 19

2.Los cielos cuentan la gloria del Señor, proclama el firmamento la obra de sus manos. 3.Un día al siguiente le pasa el mensaje y una noche a la otra se lo hace saber. 4.No hay discursos ni palabras ni voces que se escuchen, 5.mas por todo el orbe se capta su ritmo, y el mensaje llega hasta el fin del mundo. 6.Al sol le fijó una tienda en lontananza, de allí sale muy alegre, como un esposo que deja su alcoba, como atleta, a correr su carrera. 7.Sale de un extremo de los cielos y en su vuelta, que alcanza al otro extremo, no hay nada que se escape a su calor. 8.La ley del Señor es perfecta, es remedio para el alma, toda declaración del Señor es cierta y da al sencillo la sabiduría. 9.Las ordenanzas del Señor son rectas y para el corazón son alegría. Los mandamientos del Señor son claros y son luz para los ojos. 10.El temor del Señor es un diamante, que dura para siempre; los juicios del Señor son verdad, y todos por igual se verifican. 11.Son más preciosos que el oro, valen más que montones de oro fino; más que la miel es su dulzura, más que las gotas del panal. 12.También son luz para tu siervo, guardarlos es para mí una riqueza. 13.Pero, ¿quién repara en sus deslices? Límpiame de los que se me escapan. 14.Guarda a tu siervo también de la soberbia, que nunca me domine. Así seré perfecto y limpio de pecados graves. 15.¡Ojalá te gusten las palabras de mi boca, esta meditación a solas ante ti, oh Señor, mi Roca y Redentor!”

4- Contemplación. Interiorizo.

Les propongo estas dos frases para la contemplación
“Les aseguro que cada vez que lo hicieron con el más pequeño de mis hermanos, lo hicieron conmigo”.
“Les aseguro que cada vez que no lo hicieron con el más pequeño de mis hermanos, tampoco lo hicieron conmigo”.
Éstos irán al castigo eterno, y los justos a la Vida eterna.

5- Acción

Revisar las obras de misericordia y por lo menos ejecutar 2 de ellas durante la semana.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Acerca de Ramón Emilio Jímenez

Ver tambíen

Evangelio del día – Lectio Divina Marcos 16, 9-15

Lectio Divina por Carmen Delia Urrutia de Nicaragua Sábado I Semana de Pascua Ciclo B …

5 1 Vota
Article Rating
Subscribe
Notify of
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Nos gustarían tus opiniones, por favor comenta.x
()
x
× WhatsApp / Cristonaut@s - Clic aquí