Inicio / Lectio Divina Dominical / Lectio Divina Dominical de la Sagrada Familia Ciclo A

Lectio Divina Dominical de la Sagrada Familia Ciclo A

«Levántate, toma al niño y a su madre»

Hno. Ricardo Grzona, frp

Para descargar gratuitamente los documentos y/o audio o mp3, click en “E-BOOK PDF” y/o “AUDIO MP3” o en Download

PRIMERA LECTURA: Eclesiástico 3, 3-7.14-17
SALMO RESPONSORIAL: Salmo 127, 1-5
SEGUNDA LECTURA: Colosenses 3, 12-21

Invocación al Espíritu Santo:

Ven Espíritu Santo,
Ven a nuestra vida, a nuestros corazones, a nuestras conciencias.
Mueve nuestra inteligencia y nuestra voluntad para entender lo que el Padre quiere decirnos a través de su Hijo Jesús, el Cristo.
Que tu Palabra llegue a toda nuestra vida y se haga vida en nosotros.

Amén

TEXTO BÍBLICO: Mateo 2, 13-15.19-23

2-13: Cuando se fueron, un ángel del Señor se apareció en sueños a José y le dijo:
—Levántate, toma al niño y a su madre, huye a Egipto y quédate allí hasta que te avise, porque Herodes va a buscar al niño para matarlo.
2-14: Se levantó, todavía de noche, tomó al niño y a su madre y partió hacia Egipto, 2-15: donde residió hasta la muerte de Herodes.
Así se cumplió lo que anunció el Señor por el profeta:
De Egipto llamé a mi hijo.
Regreso de Egipto
2-19: A la muerte de Herodes, el ángel del Señor se apareció en sueños a José en Egipto 2-20: y le dijo:
—Levántate, toma al niño y a su madre y regresa a Israel, pues han muerto los que atentaban contra la vida del niño.
2-21: Se levantó, tomó al niño y a su madre y se volvió a Israel. 2-22: Pero, al enterarse de que Arquelao había sucedido a su padre Herodes como rey de Judea, tuvo miedo de ir allí. Y avisado en sueños, se retiró a la provincia de Galilea 2-23: y se estableció en una población llamada Nazaret, para que se cumpliera lo anunciado por los profetas:
—Será llamado Nazareno.

BIBLIA DE NUESTRO PUEBLO

1.- LECTURA: ¿Qué dice el texto?

Estudio Bíblico.

El capítulo segundo del evangelio según Mateo concluye con tres episodios que tienen por tema del rechazo del Mesías por parte de su pueblo. Esa hostilidad pesa sobre Jesús desde la infancia; sin embargo, es claro que experimenta la protección del Padre celestial a través de su padre adoptivo según la ley, o sea san José. Éste se ve siempre obediente que pronta y confiadamente permite el cumplimiento del designio divino de salvación. La Sagrada Familia, es perseguida por Herodes, y encuentra refugio en Egipto, país que había ofrecido a menudo un refugio de emergencia a los judíos; precisamente en el éxodo de aquella tierra nació Israel como pueblo y como hijo predilecto de Dios. Dios había hecho volver de la esclavitud de Egipto a Israel; ahora Jesús, su Hijo por excelencia, también había estado exiliado en aquel mismo país. Este hijo (=Israel) es figura del Mesías. Sin embargo, la profecía de Oseas sólo se realiza en Jesús, puesto que Él es verdaderamente el Hijo de Dios.

Se interpreta la segunda escena de este pasaje: la matanza de los inocentes.  Aunque Dios no lo había querido, la matanza llevada a cabo por Herodes.

En el tercer cuadro, se explica la procedencia de Jesús de Nazaret. Los textos sagrados ignoraban esta aldea, y por eso muchos judíos no creían que Jesús era el Mesías. En aquel tiempo Nazaret era un pueblo de poca importancia, en las montañas de Galilea. Mateo parece hacer alusión al libro de los Jueces 13. 5,7, que habla del nazareno (o nazireo), o posiblemente a Isaías 11, 1 que habla del retoño.

Mateo rechaza la objeción empleando el adjetivo nazoraios, que recuerda temas proféticos importantes a través de la asonancia con términos clave: neser, el retoño mesiánico que brotará del tronco de Jesé (Is 11,1); nasur; resto, y el adjetivo narir; consagrado a Dios.

El capítulo 2 concluye asimismo con la imposición del nombre: según la indicación del ángel, José llamó Jesús al hijo nacido de María, mientras que la gente le llamará Nazareno, según la indicación de los profetas. ¿Cómo no recordar la imposición extrema del nombre -Rey de los judíos- en el título de la cruz (cf. Mt 27,37; Jn 19,19)?

Como dato importante, podemos descubrir en estas escenas cómo la obediencia de San José, quién escuchó al Ángel, salvó a Jesús en varias oportunidades: 1) De morir en el vientre de María si él la acusaba y debía ser lapidada, Pero escuchó al Ángel y llevó a María su esposa a vivir con él. 2) De morir en manos de los soldados de Herodes, en la matanza de los inocentes y obedeció y lo llevó refugiado a Egipto. 3) De morir en manos de los enemigos en Judea, y se estableció en Galilea en la región de Nazareth.

Preguntas para recordar el texto bíblico:

  1. ¿Quién se le apareció a José, de qué forma y que le dijo?
  2. ¿A dónde partió José con el niño y su madre y porque?
  3. ¿Qué fue lo que se cumplió y quién lo anunció?
  4. ¿A la muerte de Herodes que le paso a José?
  5. ¿Quién sucedió a Herodes?
  6. José ¿A dónde tuvo miedo de ir?
  7. ¿En qué provincia y población e estableció José con el niño y su madre?
  8. ¿Cómo fue llamado el niño y quiénes lo anunciaron?

2.- MEDITACIÓN: ¿Qué me o nos dice Dios en el texto?

El tema central de la Lectio divina que practican los discípulos y testigos en este día, gira en torno al ideal de la “convivencia familiar fundada en la fe”. Esa convivencia tiene sus raíces en la “identidad cristiana de los miembros”. Hoy cada familia de los discípulos de Cristo es invitada a renovarse en sus relaciones domésticas, pues el primer lugar donde se ejercita el ser cristiano es lógicamente el pequeño ámbito de casa. Es como si se tratara de hacernos profundizar a la “luz de la vocación a la santidad que todos tenemos” como miembros de familia (segunda lectura); santidad a insinuada ya desde el Antiguo Testamento en el ideal de relaciones familiares concretas. La contemplación del cuadro de la Sagrada Familia de Jesús, María y José representada en el “nacimiento o pesebre” de san Mateo es la indicación de un ideal familiar muy alto pero posible por la gracia de Dios que puede actuar en cada miembro de la “pequeña Iglesia familiar” (Evangelio).

Hagámonos unas preguntas para profundizar más en esta Palabra de Salvación:

  1. ¿Comprendo que Dios nos pide que asumamos la responsabilidad por cuidar al ser humano, a la Institución Familia por sobre todas las cosas?,
  2. ¿Asumo el rol o responsabilidad dentro de mi familia y con las demás familias?,
  3. ¿Valoro a José por esa gran responsabilidad y obediencia que asumió y que gracias a ello hoy podemos gozar de la Salvación y por ello, lo consideramos el protector de la Iglesia?
  4. Así como san José fue obediente a lo que el Señor le indicaba… ¿También yo soy obediente a la Ley de Dios? ¿Entiendo que el Señor me llama y me sigue llamando para hacer su voluntad?
  5. ¿Qué obstáculo le pongo al Señor para hacer su voluntad?
  6. Hoy, en el mundo tan confundido sobre el tema de la familia y el valor que Dios le dio, ¿soy capaz de anunciar con valentía el don maravilloso de la familia y defender sus valores, aún en la sociedad confundida? Dios te quiere como luz en medio de tantas oscuridades.
  7. ¿Te diriges en oración la La Sagrada Familia? ¿Oras con frecuencia por las familias?
  8. ¿Qué más puedes hacer como cristiano comprometido por defender los derechos de la familia que es la forma en que Dios eligió para continuar la humanidad?

3.- ORACIÓN: ¿Qué le digo o decimos a Dios?

Orar, es responderle al Señor que nos habla primero. Estamos queriendo escuchar su Palabra Salvadora. Esta Palabra es muy distinta a lo que el mundo nos ofrece y es el momento de decirle algo al Señor.

Sagrada Familia de Nazareth, Jesús, José y María.
Gracias por ser modelo de familia para mí y para todo el mundo,
Gracias José por enseñarnos a obedecer a Dios, aunque sea incómodo,
Gracias María por tu si generoso y fecundo, que nos trajo al Salvador,
Gracias Jesús por haber elegido una familia para entrar en la humanidad,
Para hacerte carne, y desde nuestra humanidad, salvarnos, redimirnos, limpiarnos,
Sagrada Familia de Jesús, José y María, que imitemos siempre su ejemplo,
Y podamos ser también seguidores de Jesús y defensores de la familia,

Amén

Hacemos un momento de silencio y reflexión para responder al Señor. Hoy damos gracias por su resurrección y porque nos llena de alegría. Añadimos nuestras intenciones de oración.

4.- CONTEMPLACIÓN: ¿Cómo interiorizo o interiorizamos la Palabra de Dios?

Para el momento de la contemplación podemos repetir varias veces este versículo del Evangelio para que vaya entrando a nuestra vida, a nuestro corazón.

«Levántate, toma al niño y a su madre»
(Versículos 13)

Y así, vamos pidiéndole al Señor ser testigos de la resurrección para que otros crean.

5.- ACCIÓN: ¿A qué me o nos comprometemos con Dios?

Debe haber un cambio notable en mi vida. Si no cambio, entonces, pues no soy un verdadero cristiano.

En lo personal, te invito a que des gracias a Dios por el don de la familia que tienes o has tenido. Tal vez no existe la familia perfecta, pero quienes te acompañaron desde niño, son tu familia y debes dar gracias a Dios por cada uno de ellos. Exprésales este amor con algún acto concreto, con una palabra o gesto a cada uno de los que te acompañaron como familia en esta vida.

Con tu grupo, si estás con tu grupo, prepara un cartel para tu parroquia o movimiento, haciendo hincapié en los valores de la Familia y que como cristianos sepamos defenderla ante tantos ataques. Así vamos dando testimonio cristiano del amor de Dios reflejado en la Sagrada Familia.

 

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Acerca de Cristonaut@s FRP

Ver tambíen

Lectio Divina Dominical XXIII del Tiempo Ordinario Ciclo B

«Lo que sea que haga, lo hace bien» Hno Ricardo Grzona, frp Cristian Buiani, frp …

0 0 Votos
Article Rating
Subscribe
Notify of
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Nos gustarían tus opiniones, por favor comenta.x
()
x
× WhatsApp / Cristonaut@s - Clic aquí