Inicio / Lectio Divina del día - Whatsapp Cristonautas / Evangelio del día – Lectio Divina Lucas 5, 12-16

Evangelio del día – Lectio Divina Lucas 5, 12-16

Lectio Divina por Erinson de Jesús Bustamante Suárez de Venezuela

O. Invocación al Espíritu Santo

Invoquemos al Espíritu de Jesús, de cuyo corazón brota la vida plena.
Invoquemos su Espíritu,
cuyo modo de proceder nos hace mejores personas y libera.
Invoquemos este Espíritu para que nos permita ser testimonios creíbles ante los demás.
Amén.

Evangelio según San Lucas 5, 12-16

12 Jesús estuvo una vez en una de las ciudades donde había un hombre cubierto de lepra. Cuando vio a Jesús, el leproso se arrodilló ante Él, apoyó la cara en el suelo y le rogó diciendo: “Señor, si quieres puedes curarme”.
13 Jesús, entonces, extendió la mano, lo tocó diciendo: “Sí, quiero. Estas curado”. La lepra desapareció de él inmediatamente. 14 Entonces Jesús le ordenó que no se lo dijera a nadie, diciéndole: “Ve, muéstrate al sacerdote y da una ofrenda por tu purificación según lo mandó Moisés para que les sirva de testimonio para ellos”. 15 Pero su fama se extendía aún más, y muchas personas venían a escucharlo y ser sanadas de sus enfermedades. 16 Pero Jesús se retiraba a lugares desiertos y oraba.

Palabra del Señor.

(TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR)

1. Lectura. ¿Qué dice el texto?

Jesús ha iniciado su vida pública, según Lucas. Nunca está quieto, está en las cosas de su Padre -como escuchábamos del mismo Lucas en navidad-, haciendo el Reino. Esta vez encuentra a un enfermo de lepra, un descartado, rechazado, literalmente puesto al margen, un no- persona.

En este encuentro vemos la humildad hecha relación, allí no hay ego ni pensar en sí mismo. La actitud del leproso, sus gestos: ver, arrodillarse, caer en el suelo, suplicar ‘si quieres’. Y Jesús: mira, toca, escucha, responde ‘quiero, estás curado’.

Jesús pide que este acontecimiento no sea publicado. Al inicio de su vida pública no quiere que se malinterprete lo que hace. Pero espontáneamente su fama corre, porque la gente nota en el algo °distinto. Sin embargo, el modo que encuentra para mantener su camino, es la soledad y orar. Jesús tiene claro su camino, que es el de la fama o los méritos.

•¿Cómo inicia la vida pública de Jesús?
•¿Cuál es el significado de la ofrenda que pide Jesús hacer?
•¿Qué hizo que la fama de Jesús se extendiera?

2. Meditación. ¿Qué me dice el texto?

Si miramos nuestras relaciones, incluso la relación con Dios ¿Es una relación humilde, realmente es sin espíritu de provecho, honesta, o busco puesto, fama, aplausos, reconocimientos, cargos?

El Dios de Jesús, es cotidiano, de gestos, de acciones concretas, nada extraño ni abstracto.
•¿Soy testimonio de El cotidianamente? •¿Realmente lo hago presente en la vida ordinaria?
•¿Mi testimonio realmente aporta a transformar las lepras de hoy o las aumenta?

La fama de Jesús se extendía, pero estaba claro en su misión. •¿Tengo yo claridad en la mía, o me dejo arropar por el deseo de ser reconocido, aplaudido, alabado, felicitado?

3. Oración ¿Qué le digo al Señor?

Te invito a reconocer tus lepras, las lepras eclesiales, las lepras sociales y decirle a Jesús: Si tú quieres puedes curarla. Yo también quiero.

Ejemplos:
De la lepra de seguir dañando la naturaleza… Si tú quieres puedes curarla, yo también quiero.

De la lepra del abuso sexual en la Iglesia y del maltrato infantil generalizado en el mundo… Si tú quieres puedes curarla, yo también quiero.

De la lepra de la corrupción, el egoísmo y la avaricia que hay en mi corazón y de las que poco me doy cuenta… Si tú quieres puedes curarla, yo también quiero.

De la lepra del hambre, la injusticia, la violencia, la pobreza… Si tú quieres puedes curarla, yo también quiero.

4. Contemplación ¿Qué me resuena del texto?

Si tú quieres puedes curarme.

5. Acción ¿A qué me compromete el texto?

Haré una lista de las lepras que identifico hoy en mi y alrededor.

Tomaré una de ella, la que más me toque el corazón.

Compartiré en mis redes sociales, mensaje o presencial alguna reflexión que invite a otras personas a hacerse consciente de esta realidades.

Pidamos al Padre de Jesús y Padre Nuestro, que también podamos hacer posible su Reino en-tre nosotros/as: Padre Nuestro.

Con cariño, su hermano Erinson de Jesús, desde Venezuela 🇻🇪

Acerca de Erinson de Jesús Bustamante

Nacido en Venezuela Estudiante de psicología. Agente de Pastoral Universitaria. Cristonauta. Aventurero, apasionado, soñador, caminante permanente.

Ver tambíen

Evangelio del día – Lectio Divina Mateo 7, 21. 24-27

Lectio Divina Por Germán Darío Velasquez de Colombia   Invocamos al Espíritu Santo Ven Espíritu …

5 1 Vota
Article Rating
Subscribe
Notify of
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Nos gustarían tus opiniones, por favor comenta.x
()
x
× WhatsApp / Cristonaut@s - Clic aquí